EUCLIDES

Matemático y Geómetra griego, que nace alredeor del año 300 a.C ~ 325 a.C. y muere alrededor del año 265 a.C en Alejandría, Egipto. Es conocido como el "Padre de la Geometría".

Aunque su vida es poco conocida, es el matemático más prominente de la antigüedad, cuya obra principal, Elementos de Geometría, que rivaliza por su difusión con las obras más famosas de la literatura universal como la Biblia o El Quijote. En esencia es un extenso tratado de matemáticas sobre materias tales como geometría plana, proporciones, en general, propiedades de los números, magnitudes inconmensurables y geometría del espacio. La obra se compone de 13 libros, organizados en 465 proposiciones, 23 definiciones, 5 postulados y 5 axiomas. La geometría de Euclides, además de ser un poderoso instrumento de razonamiento deductivo, ha diso extremadamente útil en muchos campos del conocimiento, por ejemplo, en la física, la astronomía, la química y diversas ingenierías. Desde luego, es muy útil en las matemáticas.


De los trece libros que la componen, los seis primeros corresponden a lo que se entiende como la geometría elemental; en ellos Euclides recoge las técnicas geométricas utilizadas por los pitagóricos para resolver lo que hoy se consideran ejemplos de ecuaciones lineales y cuadráticas, e incluyen también la teoría general de la proporción, atribuida tradicionalmente a Eudoxo.

Los libros del séptimo al décimo tratan de cuestiones numéricas y los tres restantes se ocupan de geometría de los sólidos, hasta culminar en la construcción de los cinco poliedros regulares y sus esferas circunscritas, que había sido ya objeto de estudio por parte de Teeteto.

La influencia posterior de los Elementos de Euclides fue decisiva; tras su aparición, se adoptó de inmediato como libro de texto ejemplar en la enseñanza inicial de la matemática, con lo cual se cumplió el propósito que debió de inspirar a Euclides. Más allá, incluso, del ámbito estrictamente matemático, fue tomado como modelo, en su método y exposición, por autores como Galeno, para la medicina, o Espinoza, para la ética.

De hecho, Euclides estableció lo que, a partir de su contribución, había de ser la forma clásica de una proposición matemática: un enunciado deducido lógicamente a partir de unos principios previamente aceptados. En el caso de los Elementos, los principios que se toman como punto de partida son veintitrés definiciones, cinco postulados y cinco axiomas o nociones comunes.

Euclides es un gran maestro de autoridad indiscutida y Los Elementos el núcleo central de la Matemática elemental, un magistral Libro de Texto que derrocha ingenio, lógica, rigor, exactitud, certeza, belleza, coherencia, elegancia y didáctica. Es el principal vehículo de transmisión del saber matemático primario a lo largo de la Historia de la Ciencia y de la Educación y la fuente secular de la Matemática escolar básica.


COMPÁRTELO:

Google+

VISITAS